martes, 30 de noviembre de 2010

Práctica sin documentar y desde mi apreciación, que posiblemente pueda ser errónea.





Es extraordinario ver una pintura rupestre.

Este jabalí esta pintado en tinta roja procedente de los ocres de óxido de hierro. La téncica de su pintura es el tamponado de pintura plana: la pintura está cubierta en el animal completo en intesidad y forma.
Su fondo es ocre amarillento con más figuras y colores en rojo difuminado.
Es una figura bastante naturalista, puesto emplea el tono del color más acusado o menos, dependiendo de en qué punto en particular quiere incidir. Así utiliza el color rojo, resaltando algunas zonas para dar volumen.
Podemos apreciar también la perspectiva en sus patas y en posición de los cuernos. Su columna cérvico-dorsal, pierde la forma de "S" de periodos máns antiguos dando mayor realismo a la figura.
Diría que es un Estilo IV reciente: ya que continúa la búsqueda del realismo. Y un mayor movimiento y animación.
En mi opinión personal, me atrevería decir que tiene una perspectiva uniangular: un solo punto de vista, levemente delante o detrás de la figura. Es decir lo que el ojo realmente ve.

Realmente precioso.

lunes, 29 de noviembre de 2010

Dos hermanas




Es un día de lluvia. El frío la ha traido de nuevo a casa. Era una chica melancólica, solitaria, que de forma contradictoria siempre sonreía y hablaba a su paso con la gente que se encontraba. Venía de la biblioteca.

Unas horas antes, había ido a estudiar y se había encontrado con una compañera, las dos reían en el ascensor, hablaban del día tan espantoso que hacía, y que les había dado mucha pereza salir de casa.
En la biblioteca había poca gente, más chicos que chicas, parecían más valientes a la hora de salir de casa. Ella, miraba el libro, le parecía interminable, lleno de páginas, y se concentró tantísimo que sin darse cuenta parecía que ya se dormía. Leía párrafos interesantes sobre otra vida, otro mundo, otro sentir. Y eso la fascinaba.

Salió al baño y vió que estaba sóla, se sentía tranquila, necesitaba esa tranquilidad, ese lugar de recogimiento y silencio, para relajar su alma cansada. No se arrepentía de estudiar, le hacía evadirse de un pensamiento de amor, que llevaba consigo varios años.

Al salir de la biblioteca, fue a ver a su hermana, a la que siempre ha querido muchísimo. Al entrar en su casa, como siempre solían hacer las dos, reían del día, contaban sus anécdotas, bromeaban de las cosas que le habían sucedido. Pero después de una hora, ya empezaban a contar sus secretos, y allí la vió, triste y decepcionada por un chico, que la había ilusionado para luego no querer saber más del tema.

-¿Pero qué importa? -le decía yo, para animarla.
-Ha sido una situación tan rápida, que tampoco pasa nada.
-Sí, lo sé, tan sólo era mi primera cita-me contestaba mientras sus ojos se apagaban.
-Pero...me había hecho ilusiones de salir con un chico, de quitarme la pena de mi ruptura anterior, qué no se.....



Para entonces, yo me quedé pensando...que dos hermanas que siempre reían, ahora estaban tristes y no tenía solución.

-Dame un beso, la dije antes de irme...la besé en el pelo y se lo acaricié.

Es un día, tan sólo un día más, y no ha salido el sol.

domingo, 28 de noviembre de 2010

La decepción.




Una gran decepción se apodera del corazón de Gine, ella tuvo sueños e ilusiones con un chico que amaba muchísimo, y puso su empeño en cada detalle, en cada intento de hacerlo real, pero notaba que Juan se alejaba cada vez más, no le decía palabras bonitas, no era cariñoso con ella, notó que todo lo que había trazado con tanto amor fue mentira. Él nunca sintió, nunca la consideró.

Sus palabras nunca fueron reales, sólo un intento de amistad; tal vez de cariño.

Gine, no podía pensar que alguien fuera tan distante con ella, ¿por qué no le decía la verdad claramente, y la rehuía?. Pero en el fondo ella, no podría soportar unas palabras duras, porque su corazón reventaría en dolor, y las lágrimas brotarían desde lo más profundo de su alma. En su velo de tristeza también pensó que pudiera ser que él no la creía, que no podría nunca imaginarse lo que ella sentía.

¡Cuántas dudas! ¡Cuánta angustia!
.

Así pues, un buen día, pensó que poco a poco tenía que ir alejándose de él de manera paulativamente y poco a poco para sufrir lo menos posible.

Intentó hablar menos con él, no pensar en verlo, y que poco a poco le olvidaría.

Sería su amiga, hasta que el destino decidiera separles completamente, o dejar en ellos una amistad, eso no lo sabía, pero intuía que con el tiempo se alejarían más.

Se lo propuso y puso en ello toda su voluntad.


Ahora veo a Gine; es una persona distinta.Él se dió cuenta que tenía que dejarla marchar para que no sufriera más, ella le aconsejó que saliera con otras chicas,(cosa que sabía que no hacia falta hacerlo, porque él no miraba por ella nunca). Pero en un arranque de orgullo y de autodefensa le decía que quedara con otras. En parte sabía que era lo mejor para ella. De esta manera le olvidaría para siempre, o quizás no...

Así Gine, hizo su vida con otros amigos, conoció a chicos muy interesantes,que aportaron cariño a su vida..

Y sólo le quedó un recuerdo difuso en el tiempo y fugaz.

Ya no quiso volver a verle nunca más.


Y eso le dió la felicidad.

sábado, 27 de noviembre de 2010

Jorge y Fátima





Viernes por la tarde, he quedado con Silvia, y vamos a ver los puestecillos de colgantes de la ciudad. Nos adentramos por el casco antiguo y todo se vuelve cálido aunque el frio apremia. Silvia y yo miramos unos pendientes, nos reimos. Decidimos caminar por unas calles estrechas con adoquines, el ambiente parece de otra época más lejana, incluso diría medieval. Nos compramos unas castañas y las compartimos, tras reir, charlar, saludar a los conocidos, me siento muy alegre, porque hacía tanto tiempo que no veía a aquellas personas, que mi corazón brinca de alegría.

Ahora Silvia se gira, para decirme que es temprano apenas las diez, pero que ha quedado con su novio, a mi me parece bien, tengo que hacer algunas tareas en casa.
Vamos hacia el coche y la dejo con su novio. Yo vuelvo alegre, pero con una sensación de que me hubiera gustado quedarme más tiempo.

Para mi suerte, llego a casa y enciendo mi msn, veo que está Jorge, me dice que anda aburrido, y le digo que acabo de llegar pero que no importaría salir un rato más.
Parece que le alegra la noticia, y me dice que me arregle que pasa a por mi.

Que suerte, podemos volver a dar un paseo, ya no siento frío.

Jorge no tarda mucho en venir, por lo que se ve los hombres son más rápidos en arreglarse. Y vamos a un bar.

Reimos y hablamos de todo un poco. De pronto me siento un poco melancólica y él me lo nota.

Le cuento una historia un poco triste, sobre mi vida y lo que siento por un chico.

Jorge me apoya, no entiende el porqué estoy así, me anima, me dice que olvide.

Me dice algo que me hace pensar:

-Dime..¿Qué estás esperando?. Él, no está aquí, ni antes, ni ahora, ni después.

-Claro.


Y lo veo todo más lucidez.

Es cierto, no merece la pena sufrir, cuando no hay nada por lo que luchar, cuando las palabras no son sinceras, cuando han jugado con mis sentimientos.

Me llamo Fátima, y ahora veo claridad en mis ojos. Y todo gracias a un amigo que me los ha abierto por fin.

viernes, 26 de noviembre de 2010

jueves, 25 de noviembre de 2010

La sal.

Si tú vienes a mí, te enseñaré a pisar las dunas con los brazos.
Si paseas por mi vida, te llevaré a una cala para ver la luna.

Si me acompañas, te subiré en piragua, y pasearemos por el lago más grande del mediterráneo.

Podrás ver la sal cubierta en la orilla del mar. Tendrás el sabor agridulce en mis manos.


Quizás juegue contigo, y te ponga un poco de lodo en las mejillas, asi luego tendremos que bajar por las rocas para poder limpiarte. Aunque unos minutos antes, tú te enojas conmigo, y ahora me tumbas en medio de la espuma de sal para que mi silueta se mezcle con la espuma dibujando mi perfil.

Sabrás que no me lo merezco y sonries con ironía. Me levanto y te abrazo haciéndote cosquillas; es mi manera de vengarme graciosamente de tí. Nos quedamos un ratito abrazados, mientra el sol se esconde color anaranjado apasionado, que al igual que nosotros parece contagiarse de nuestras dulces carcajadas. Nos abrazamos, y en ese instante han empezado a latir fuerte nuestros corazones.

Nos besamos, no paramos, nos desgastamos suave, apasionado al ritmo de nuestra efusividad.

No dejamos de mirarnos, de encontranos, de amarnos.....

Pero...si tú cautivas mi vida....


Terminaríamos el dia...subidos a unas bicis, para poder adentrarnos en ese espacio natural, mezclarnos con su fauna: pelícanos y otras aves.

Haríamos fotos para sellar el día ¡Pero ningún sello, por muy valioso que sea, podrá tener jamás sabor de tus besos!.¡Mi amor!.

miércoles, 24 de noviembre de 2010

Camino a la oficina

Ahora que tú estás aqui, puedo acariciar el paisaje. Asomada al balcón, paso mis dedos por la barandilla blanca que cubre los árboles. Alzo la vista al cielo y respiro con el pecho abierto:está ameneciendo.

los cristales se encuentran empapados con gotitas de humedad de la mañana y me dan unas ganas terribles de pasar mis dedos por esas gotitas para poner tu dulce nombre de miel. Pero....pienso que ya no tengo quince años. Me agarro fuerte a la barandilla y te veo caminar por la acera, vienes con tu estilo desgarbado, pero a la vez te veo: delgado esbelto, precioso. Tus pasos se dirigen hacia mi casa, y yo me he entretenido en el balcón pese al frío y la humedad y me doy cuenta que ni siquiera me he quitado el camisón.

Corro a la habitación: unos vaqueros, un jersey, pelo revuelto y sin pintar, y mi portátil.

Llamas a la puerta.

Casi me atraganto con el vaso de leche, colocada encima del lavabo mientras me pongo una coleta, para poder amansar los pelos alborotados (aunque tu siempre me dices que estoy guapa).

-Pablo, ya bajo.-Te digo, mientras que me esperas, pues como siempre muy paciente.

-Hola Pablo.

-Hola Vick.

Y caminamos como cada mañana a la oficina, por el mismo camino, acompañada de tu sueño, de tu risa; un poco apagada por el frío. Yo sin embargo tengo mucha energía, te hablo de muchas cosas y tu escuchas con atención, pero mirando al suelo. Es un poco decir: te estoy escuchando y me relajo a la vez. Lo noto en tu actitud.

¡Qué bien nos sentimos juntos!. En nuestra vida sólamente tenemos ese ratito, porque luego los dos hacemos cosas diferentes, pero que bien empiezo la mañana teniéndote a mi lado..


Mi cielo

Soñando




Ya no estás en mi vida, lo noté la noche que llegué a casa y después de bajar del taxi y encontrarme en las puertas de mi apartamento solitario como siempre, me dí cuenta que mis ojos no te veían. Me dió una punzada en el corazón que nunca había sentido antes, tuve miedo, nervios, tristeza, y no sé cuantas cosas más.




Y pensé.. ¿qué tengo para recordarte, sólo han sido varios días junto a él?. Pues creo que nada..

¿Qué me une a él?..Pues pienso que es, tan sólo lo que yo siento, porque él no siente igual.

¿Y por qué estoy tan triste?. Demasiada imaginación he tenido.

A veces, cuando despierto...me creo una falsa euforia, de sueños contigo. Pero sé muy bien que sólo es mi imaginación.


Otras veces, estoy triste de pensar que eres demasiado especial para mí.

Pero la vida me sonrie, los amigos y mi corazón también.

Un corazón que me habla de alegrías,de momentos felices,de una vida intensa. Son sin duda las impetuosas ganas de vivir de verdad, de ser feliz ..contigo o sin tí.

La vida es hermosa...y cada alma es intensa como la profundidad de una ola en alta mar.

martes, 23 de noviembre de 2010






Espero que os guste.

lunes, 22 de noviembre de 2010

Un video curioso, que tengo que estudiar..

Apreciando lo bueno.



(Foto del Puerto de Cartagena)

Estando paseando por una calle arbolada con jardines, me he parado a mirar el brillo de las hojas de los árboles al caer los rayos del sol. Es un lugar precioso, no es un lugar famoso, tan sólo es una calle más de una ciudad más. Y he recordado que cuando viajamos pensamos en sitios maravillosos, muy reconocidos a través de libros y enciclopedias, esos lugares que tanto anuncian las agencias de viajes y tantísima publicidad propagan. Y puedo asegurar que si son maravillosos, yo he viajado a alguno de ellos y han sido mi agrado completamente.

Pero....

Luego he vuelto a mirar el horizonte, y he visto el mar color plata. He sonreido, volviendo a reafirmar, que es un ciudad más de una provincia más, que apenas aperece en folletos y que no es un lugar donde te aconsejen visitar.

Gracias a dios, por mi provincia a través del bonito puerto de Cartagena, entran numerosos cruceros, a veces me acerco a esa bonita ciudad milenaria y me congratulo viendo a los turistas pasear. Antes sus ojos se muestra la ciudad por donde pasaron pueblos y pueblos a lo largo de la Historia.

Otras veces me voy a La Manga del Mar Menor, y veo el entrante de los dos mares bañando la bonita playa.

Rincones de mi región, y orgullosa de decir que vivo en el sitio más fabuloso del mundo.

domingo, 21 de noviembre de 2010

PAUL

Estoy trabajando, pero no me concentro; pienso en muchas cosas, algunas que debo hacer y otras que debería cambiar. Pero cuando amanece parece que no tengo la fuerza de cambiar nada, es como si me conformara con mi momento presente. Parece que ya no tengo ilusión, que dejo correr la vida hacia dónde me lleve, no tengo energía, creo que no soy capaz. Es como si todo me resbalara, pasara delante de mis narices sin afectarme, sin dolerme, sin hacerme sentir.

Me siento vacío.

Es como si me hubieran quitado mi esencia, todo lo que yo era, a lo que yo aspiraba.

Ya no creo en nada, ni en la lluvia, ni en el sol, ni en calor. Me he vuelto frío, carente de sentimiento.

Quisiera decir tantas cosas de mi mundo, que siempre he callado, por no hacer sufrir, por vivir situaciones imposibles que me alegraban el corazón.

Angela era mi luz, yo siempre he sido un hombre tradicional, me ha gustado vivir en pareja. Pero ella creo que nunca me quiso como me merecía, pasaba los días junto a mí, por un gran cariño que confundió con amor, y ya se sabe que estas cosas tarde o temprano salen. Y creo que de nada sirve engañarse.

Ella era mi amor.

Pero no creo que esté así sólo por ella, aunque casi todo es por su ausencia. Estoy seguro que no me equivoco, si digo que el problema es mío.

Que no he sabido escuchar, que no he sabido aprender de la vida, que no le dí mi apoyo, y ahora estoy sólo, triste y vacío.

Hoy me has llamado, y el oir tu voz no me ha dado ni frío ni calor, no escuchaba que me decías, no me importaba, me he evadido totalmente en un mundo interior y no sé salir.

Angela, si lees esto, por favor pérdoname, te quise como nadie, pero no respeté el que tú no me quisieras igual, y encima no te cuidé.

Dos amigas

Es extraño ver a Amaya escondida en su habitación con unas viejas fotos. Parece decaida. Amaya es siempre vital, con iniciativa, con una amplia sonrisa que alegra el día de quien se cruza con ella. Pero ahora, ahí sentada, yo la obervaba desde el marco de la puerta y no era ella.

Se giró hacia mi, con algunas lágrimas en los ojos, y me dijo:

- He descubierto la verdad, él nunca me ha querido.

-No digas eso, es muy fuerte-le contesté.

-Pero Victoria, escucha es verdad, no me ha querido ni como amiga, él nunca ha hecho nada por mí, ni siquiera algún pequeño detalle. No ha tenido esa iniciativa, si le llamaba por teléfono supongo que me contestaba por educación, pero no me ha querido, y si contestaba a mis besos, sería porque estabamos cariñosos en ese momento, pero ya está.

-Bueno, no seas tan exigente, él estaba día a día hablándote, acompañándote con cariño, fue sincero en sus palabras, y creo que entre vosotros había una relación complicada, porque él empezó a quererte como una amiga, y él hacía su vida amorosa sin pensar en tí, asi que debes pensar que no ha sido fácil para él.

-Yo sé, que nunca quiso hacerte daño.

-Ya, Victoria y no creas que estoy triste, tan sólo melancólica.Tengo que contarte que he encontrado a un chico, que si me acompaña, que si tiene detalles conmigo, que no le importa llamarme las veces que haga falta, ni estar conmigo el tiempo que haga falta. Ya no tendré que implorar ese cariño que me faltaba, y creo que es así como tienen que ser las cosas. Pienso, que un sentimiento tiene que ser correspondido, asi que ya..amiga Victoria voy a pasar página.

Ya he perdido mucho tiempo esperando un nada, y él tiene que liberarse de mi, y hacer su vida tranquilamente.

-Tus palabras son tristes, como si quedara dolor dentro.-La miré con una gran tristeza.

-Ahora sí, pero mañana ya no.-Me miró abriendo una gran sonrisa.

-Victoria, ven aquí y dame un abrazo. - Me miró, casi suplicándome.

-No te preocupes, eres más fuerte de lo que crees -la abracé, sabiendo que mis palabras eran de verdad.

Así en un cálido abrazo de amigas, tan sólo quedó nuestra amistad.

jueves, 18 de noviembre de 2010

Por los viejos tiempos.

He conseguido calmar el viento, parar el tiempo.

He quedado contigo a tomar un café, después de tanto tiempo, después de todo lo sufrido, después de tantas cosas pasadas y tantos días cercanos,pero al final todo se deshizo....

Tú te sientas enfrente mio, estás diferente, tienes otro aire más sereno.
Yo me encuentro más calmada, ya no hay diferencias entre nosotros, equívocos, situaciones que nos hagan sufrir.

Se hacen unos minutos de silencio...parece que lo requiere la situación. Es algo inevitable.

Pero pasan los diez primeros minutos, y todo vuelve a la normalidad, nos contamos chistes, bromas, reimos, somos más nosotros que nunca, ya no hay tensión, ni nervios, ni pensamientos de desconfianza, ni dolor.....

Es una tarde preciosa, ha entrado la luz en la cafetería.

Dicha cafetería no tiene nada especial, es un sitio de lo más normal. Miro alrededor y en cada mesa puedo ver diferentes tipos de personas, pero todas tienen el mismo fin: reunirse, dialogar, estar un ratito a gusto.

Me coges por los brazos y los acaricias de una manera muy cariñosa, haciéndote sentir cercano a mí, dándome tu cariño.

Yo me siento feliz.

Ahora tus ojos tienen un brillo especial, parecen más claros a la luz. No me acordaba de cómo me hacían sentir.

Miro tus manos, y no puedo evitar recordar que un día yo las acaricié. Se unieron a las mías. Pero es un recuerdo vano, hemos dejado pasar tantas cosas que ya no me duele. Me reconforta pensar que fue todo precioso, cada instante que estuvimos juntos, lo bien que me sentía a tu lado. No se puede explicar algo que sólo se vive en un momento especial de la vida. Porque entra como un volcán de lava suave, desplegando calor por todo tu interior, y haciéndote sentir viva.

Recuerdo eso....

Y ahora te miro con un poco de añoranza o tal vez melancolía.

No me arrepiento de haber sentido lo que he sentido, de haberte conocido, de haberte amado, de sentir la sensación de estar viva y plena.

Y ahora te vuelvo a mirar, estoy completa, te veo diferente, pero no distante. Sigue habiendo calidez, un gran cariño, y muchos deseos de seguir compartiendo cosas juntos, de continuar la vida cada uno por su sendero pero con el apoyo incondicional del otro.

Y te vuelvo a mirar y puedo decir que ahora me siento en paz.



miércoles, 17 de noviembre de 2010

El silencio

El suspiro del silencio, se crea en un ambiente relajado de paz. Las palabras de consuelo calman y con ellas se establece aquel deseado silencio, que tanto se necesita a veces. No tiene que significar soledad, puede ser un simple acompañamiento entre dos personas que se sienten cercanas y no desean pronunciar nada.

Un alivio de descarga, cuando después de una larga batalla de sentimientos enfrentados, el no saber qué decir en una determinada situación, hace que ese silencio entre como un remanso de paz.

Ese momento tan necesitado, por no hablar, por no hacer daño, por no decir cosas que puede provocar un sentimiento irreparable.

El silencio


Amanece plácidamente, sé que estás ahí, pero te dejo tu libertad, tú me das la voluntad. Hay un verdadero cariño forjado con el tiempo. Un respeto mutuo.

El silencio.

Apacíguame
en cada despertar, en cada anocher, al alba......

Yo lo percibiré...



martes, 16 de noviembre de 2010

lunes, 15 de noviembre de 2010

El espíritu de superación.

El espíritu de superación lo encuentras en tí, trás equivocarte en ocasiones, te das cuenta que todo lo que puedes llegar a ser, está reflejado en tu constancia.
Pequeños pasos que realizas día a día, momentos de dudas, pensar que no puedes con algún propósito que empiezas. Esas pautas que nos marcan y los hacen flaquear.

Pero el camino que tejemos lentamente a través de los años, ves que de cada intención sale algo mejor que lo anterior, te da confianza y seguridad.
No puedes pensar en los errores como algo que obstaculicen tu vida, tienes que aceptar lo erróneo de ellos e intentar evolucionar.

Siempre hay tiempo para perfeccionarnos. Pienso que, no llegamos a completarnos hasta transcurridos los años, es problable que, por medio de los estudios nos preparan a poseer unos conocimientos base. Pero luego nos tenemos que enfrentarnos a nuestro desarrollo en la vida, con sus múltiples trampas. Aquellos indicios de error que están ahí, nos tientan a equivocarnos, pero no podemos menguar el esfuerzo con el desánimo, debemos de luchar por lo que queremos realmente.

Somos seres inteligentes, y capacitados de voluntad. Ese será nuestro instinto de superación.

domingo, 14 de noviembre de 2010

Sábado

Sábado por la noche, vaya por dios, no me acordaba de lo mal que se pasa cuando eres estudiante, resulta que al estudiar una carrera a distancia, nos dan una plataforma de internet para colgar los trabajos, y hoy es el último día, pues como loca mirándolo el trabajo. A todo esto no tenía correo de mi profesor tutor, para decirme como estaba realizado dicho trabajo, porque previamente se lo entregué a él. El caso que me dieron las dos, menos mal que mi amigo Angel que es bueno hasta hartarse, me acompañó, por el mesenguer, jajaja. Gracias Angel por si lo lees.

Pues se me ocurrió llamar a una amiga para saber que errores había tenido ella, y yo corregirlos porque ella si tuvo suerte y tuvo correo del profesor, lo mandó jueves y yo viernes y se ve que mi profe se ha ido de finde por lo visto, y a pasado de leer mi trabajo. EL caso es que como yo tengo siempre el móvil chungo, tengo una agenda por si se me pierden los números y estaba tan atolondrá que me equivoqué y llamé a un amigo...¡Verguenza!. sábado por la noche y marco el número de mi amigo, ¿Qué pensaría, que le quiero controlar un sábado?..o qué quería saber algo de él en sábado por la noche.. En fin..aunque colgué enseguida, me aparecia en el registro de llamadas que se la había mandado, asi que le mandé un mensaje diciéndole que era un error..pero no me contestó....¡tierra trágame!.

Bueno me voy de barbacoa, por lo menos me olvido de ayer, y yo que puse una canción tan marchosa, animando el sábado y ya ves....Bueno mi trabajo está entregado, y ya veré que pasa...

viernes, 12 de noviembre de 2010

Los ojos de Julia

En el camino desierto de tus ojos, tu reflejo no es casual. Mi alegría al sentirlos, cerca de los míos.

Como dice la pelicula de "Los ojos de Julia"-¿Qué es lo más bonito que has visto nunca?.

Me ha hecho pensar, y ahora sé que lo más bonito que he visto nunca han sido tus ojos.
Aunque me ha dado cierta tristeza, porque no sé, si los volveré a ver más. Pero lo recuerdo, y no los olvido, y lo que retenemos en las pupilas, ahí se queda de por vida.
Por eso no me arrepiento, de haberlos descubierto, aunque tú hagas tu vida en otros ojos.

El destello fugaz centrado en mí, y mi mirada casual viéndote cuando tú no te das cuenta. Es cuando pienso que, estabas cerca de mi alcance visual, y aunque son pequeños momentos que no pensamos, luego cualquier diálogo como por ejemplo el de esta película, me hace recordar.






Ale, subid el volumen, bailar, cantar..que es VIERNES!!!!!!!!Buen finde a todos..

Muackisssssss


I don't care if Monday's blue
Tuesday's grey and Wednesday too
Thursday I don't care about you
It's Friday I'm in love

Monday you can fall apart
Tuesday Wednesday break my heart
Thursday doesn't even start
It's Friday I'm in love

Saturday wait
And Sunday always comes too late
But Friday never hesitate...

I don't care if Mondays black
Tuesday Wednesday heart attack
Thursday never looking back
It's Friday I'm in love

Monday you can hold your head
Tuesday Wednesday stay in bed
Or Thursday watch the walls instead
It's Friday I'm in love

Saturday wait
And Sunday always comes too late
But Friday never hesitate...

Dressed up to the eyes
It's a wonderful surprise
To see your shoes and your spirits rise
Throwing out your frown
And just smiling at the sound
And as sleek as a shriek
Spinning round and round
Always take a big bite
It's such a gorgeous sight
To see you eat in the middle of the night
You can never get enough
Enough of this stuff
It's Friday
I'm in love.

jueves, 11 de noviembre de 2010

Pensamientos en la oficina

Estoy en la oficina, un día más de trabajo, tengo que leer unas cartas, y bueno estaba pensando que quizás la vida me cambiara, si dejara de hacer siempre las mismas rutinas, quizás escribir estas líneas antes de empezar, me den el ánimo suficiente, para el monótono trabajo.

Quizás pensar en algo bonito, como tú, me alegre un poco el día cansado. Puede que si imagino unos días contigo cerca de mí, esta noche duerma con ilusión.

En el fondo sé que tan sólo son fantasías, en la realidad algunas veces se han cumplido y por eso no dejo de soñar, aunque tengo la cabeza fría, sé que las cosas no son a veces como no las pintan y que las personas decimos cosas que a veces no son tan reales.

No sé, no quiero ponerme a pensar en lo que pueda suceder bueno o malo en mi vida, es una tarea absurda y aunque me diera la solución acertada, tampoco creo que quiera saberla, me guiaré por el instinto que gracias a dios pocas veces falla.

Y bueno, qué más da, no dejaré de soñar.

miércoles, 10 de noviembre de 2010

La música

La música es como la vida, nos marca unos ritmos, a veces pausados y suaves como una bella melodía, otras veces con energía y vitalidad como una gran sinfonía.

Anoche venía de estudiar de la Universidad, era tarde salí a las diez de la noche e iba conduciendo a mi casa, y cuando llegaba por el camino que siempre tomo, hay una zona de la carretera que es totalmente rural, apenas pasan coches, y entonces me sorprendí cantando con fuerza, con alegría con ilusión, una cancioncilla de la radio. Nadie me veía, asi que yo sentí que podía cantar sacando del pulmón toda la fuerza y vitalidad, que a pesar de la hora no me había mermado. Cuando llegué a casa, me sentí más fuerte y alegre. Parecía que todo lo que permanenecía en mí de estrés, lo había sacado al exterior, y eso sólamente con una canción

Pero esa música me hizo sentirme viva, olvidarme de las cinco horas de clase, de la cantidad de fotocopias que me habían dado para estudiar, de los trabajos que tengo que presentar, de la presión de la vida en general.

Me dió vitalidad, no sé ni que canción era, porque eso no importaba, era un momento de decir, aquí estoy yo cantando, sonriendo, la noche me acompaña, mi cochecito que es un solete y me lleva a todos sitios y por fin vuelvo a casa.


Es increible como la música nos hace soñar, a mi a veces me emboba literalmente escuchar una letra, unos acordes bien tocados. Y otras veces como anoche me transmite fuerza y optimismo. No sé vivir sin la música, es mi vida también.






( A "YO" ) de nuestro queridísimo Chayane

Es preciosa, espero que te guste..dedicada a los hombres que nos quieren, a lo que nos han querido, y a los que no querrán...:)


El paso del tiempo.

El paso del tiempo...





A veces, cuando pienso en el transcurrir del tiempo, veo como vamos cambiando, vamos madurando, incluso he notado que tenemos más paciencia para algunos asuntos, nos conformamos más, y a veces nos sentimos también un poco más solos.

Pero es lo que tiene, el llegar a cierta edad, aunque tengamos amigos, familia etc... es como si cada uno ya hace su vida de una manera estructurada y dedica poco tiempo para los demás. Es cierto que, si a veces tienes poco tiempo incluso para tu familia, qué decir tiene para los amigos, o conocer personas nuevas.

Nos encerramos en un circulo cerrado: compañeros de trabajo, dos o tres amigos para los fines de semana, o si hemos creado una familia nos introducimos de pleno en ella.

Pero a veces, las personas, se oprimen o se sienten atrapadas por esas estructuras, es complicado hacer amistades nuevas, porque notas que cada uno tiene sus planes ya establecidos, y eso es algo que cuesta mucho trabajo.

Aún así, hay que intentar, hacer actividades, renovarse con gente nueva que aporte vivencias estimulantes a tu vida. Poco a poco y con voluntad se va enriqueciendo el ser humano.

lunes, 8 de noviembre de 2010

Esta noche.

Sueños....

Sueño que apareces ahora, esta misma noche, y toda la oscuridad de la noche nos embruja en un cálido abrazo, suave, y esperanzado. No hablamos, no pensamos, no importa mañana. Estamos abrazados.

Ahora ya no son sólo palabras, ahora es realidad, te has acercado y yo no te esperaba, llevaba el pijama y una taza de cola-cao, estaba a punto de dormir. Pero he salido a la puerta a recibirte y tú apenas has mirado el atuendo espantoso que llevaba, pero sí te has fijado como se ceñía a mi cuerpo, eso te gusta. Yo me he dado cuenta, pero tú mirada era de admiración y de mucho cariño. Me has acariciado la cintura, y yo he alargado mis manos a tus hombros y te he abrazado tu espalda¡Cómo me gusta!. Siento con ello tu protección.

-No me sueltes -deslizo mis brazos por los tuyos.
-No cielo, no te soltaré -me miras fijamente y me besas.
-¿Sabes?..creía que ya no vendrías, aunque yo siempre esperaba.
-Sí, si sabías que vendría, en el fondo de tu corazón -me susurras al oido, como queriendo conquistarme.
-Pero...esta noche, con el viento que hace en la calle ¿has visto como se mueven las hojas de los árboles en el jardín?-te miro, mientras te hago una pregunta que no viene mucho a cuento, pero me siento especial. Recuerdo...que hace unos minutos había salido al balcón y me había mecido el viento en la cara y me había sentido tan relajada y bien.
-Sí, por eso he venido, ha soplado el viento de finales de otoño, y he pensado que si no venía pronto te perdería -me abrazas fuerte, mucho tiempo y con mucho cariño, sin dejarme hablar, me aprietas incluso como si tuvieras miedo de dejarme escapar.
-No cielo, no me habrías perdido, lo sabes: eres mi mundo, mi vida, lo que hace que me mueva día a día. Eso eres tú.
-Lo sé, cielo. -Sé lo mucho que me quieres, que me has querido, que has sufrido. Lo sé todo y ya no volverá a ocurrir, no mientras esté aquí.
-Vale, déjame que te bese y vamos a estar unidos esta noche por noche y porque dure la vida entera.
-Marcharé por la mañana, pero no te sentirás sóla esta noche y no permitiré que lo vuelvas a estar.
-Vamos, te haré un cola-cao, ven conmigo a la cocina, y acariciamé el pelo por la espalda mientras lo preparo.
-Sí, estás muy sensual de espaldas, te daré besos en la mejilla, e iremos al sofá
-Te quiero.
- Y yo a tí muchísimo.

Sábado por la noche.

Salimos sin pensar en nada, quedé con Inma y nos fuimos a recoger a Ángel ( Mr telemático) jaja. Nos fuimos a tomar algo de tapeo a una terracita muy agradable. Y no lo pasamos muy bien. Luego estuvimos en una cervecería y allí fue genial.

Los tres en un ambiente relajado de amistad, hablamos de nuestros pensamientos, sentimientos, de las personas a la que amamos, de relaciones difíciles; que según ellos nada es imposible, y ese punto de vista me animó muchísimo. El dejar fluir los sentimientos, algo que no se puede evitar, ni se debe reprimir, pase lo pase, o sea cual sea la situación. Yo estuve haciendo de abogada del diablo, llevando la contraria, en el fondo es como si necesitara saber su otro punto de vista, y pensar que la vida puede ser más fácil de lo que pensamos.

EL caso es que nos volvimos transparentes, no sé si la cerveza tuvo algo que ver, pero de allí nuestros corazones se abrieron, nos dimos consejos, opiniones, y sobretodo nos reimos muchísimo porque aunque hablábamos en serio, la sonrisa y la risa no faltó para nada, será por el enorme cariño que nos tenemos los tres.

Nos dieron las cuatro, un poco más que a Sabina.

Fue algo genial, me lo pasé muy bien, gracias chicos.











:) muy buena..merciii

domingo, 7 de noviembre de 2010

Prácticas



San Pedro del Vaticano:

Es una basílica, con un patio abierto a un atrio cerrado con un muro en cuyo centro se levanta una fuente o "cantarus". La Basílica se estructura en tres naves. La central más elevada que los laterales, lo que permite vanos para la iluminación. Una nave central que se cubre a dos aguas, mientras que los laterales lo hacen a una sóla. Laterales cuyos vanos que articulan los muros a medio punto, que se suman a la iluminación interior. Presenta un crucero que se manifiesta ligeramente en planta y alzado. Esto se cubre a dos aguas y presenta un narthex que se asoma al atrio a través de un pórtico de arcos de medio punto sostenidos por columnas.

sábado, 6 de noviembre de 2010

Dormir contigo




Buenos días cielo, despierta ya... que son las doce, y tienes los ojitos dormidos. Te estaba esperando, he calentado el café. Y no podía aguantar más tiempo sin decirte que anoche, cuando nos acostamos, nos quedamos plácidamente dormidos.

Pero al ratito me desvelé, te enredé entre mis brazos para abrazarte, y tú no te diste cuenta, estabas totalmente dormido. Yo no podía dormir; amor mío.

Entonces te acaricié la orejita, tan blandita, y así de lado con los ojitos cerrados, abrazada a tí, te tocaba una y otra vez el lóbulo, y esa dulce sensación entre mis dos deditos de esponjosidad, me hizo quedarme dormida.



Buenos días, preciosa mía.

Sí que noté, tus deditos en mi orejita, porque soñé que me estabas acariciando, esto ha hecho que esta noche me retozara entre las sábanas respirando hondo de gusto.

Tambien tengo que confesarte algo:cuando tu estabas plácidamente dormida, te miré y....

.....estabas tan bonita, tan tranquila, me diste mucha paz.

Entonces no pude evitar la tentación de acariciarte las piernas. Pensé que despertarías de la sensación de mis manos en tu piel, pero tan sólo te diste la vuelta y te giraste frente a mí.
No sé que pasó, pero colocaste tus labios frente a los míos. Yo acaricié suave tu contorno de labios, y como un acto reflejo me besaste; o fué un amago de beso. Pero yo ya tenía mis labios pegaditos a los tuyos y me encantó. Tus pestañas largas, tus oblicuos grandes ojos negros, tu pequeño lunar en la cara. Me volviste loco. Nunca te había mirado de esa manera, además estaba amaneciendo y entraba algo de luz por la rendija de la persiana. Parecías una diosa de la mitología griega, tenías tus piernas entrecruzadas, tu brazo estirado a la almohada, tu silueta marcaba con tus curvas el dibujo mejor trazado, casi simétrico por los lados y eso me encantó.

-Sabes cielo, te quiero mucho.

-Yo también, te quiero.

Habrá más noches, y nos miraremos como la primera. Así quiero dormir contigo.



jueves, 4 de noviembre de 2010

EL color de tu vida.

Al trazar tu rostro por el mío, me he dado cuenta de tu maravillosa sonrisa: cautivante, introductoria en mis labios.

Mis manos acarician tu rostro.

Cada foco de luz, que va iluminando casi atunuándose entre luz y sombras.

Estás tan hermoso y tan radiante, que tu piel se enmarca de un tono natural, un tono con color a vida.

¿Y cuál es el color de la vida?

El que aparece con tu felicidad, con la que transmites tus vivencias, con la que simplemente compartes al ser tú.

¿Entonces...das color a mi vida?.

Sí, el color en el que me reflejo, aquel que me hace soñar, y me hace vivir junto a tí.

No permitas que la luz no llegue a tu vida, porque esa luz viene de mí, para hacerte feliz. Cada milímetro de tu rostro brilla porque yo me acerco a tí, con suavidad, con sensated, imparable, buscando cada día poder caminar a través de ese haz de luz.

lunes, 1 de noviembre de 2010

En la playa



En la playa, las olas rompían contra las rocas.

El mar estaba enfurecido.

He pensado en tí.

Pensaba...que es posible, que el mar estuviera mostrando tu amor en el sentido más fuerte y poderoso de la palabra.

Pero luego he pensado en tí.

Tu amor, es diferente, es dulce, suave y tierno.

Jamás..lo imaginaría con ese valor, esa fuerza, rompiendo esquemas.

Así eres tú, mimoso y sencillo.

Nada que ver, con el ímpetu, de un coraje embravecido.

Así me gustas tú, entrando despacito, mimoso en mi vida.

He pensado en tí.

Y luego he visto el coraje que algún día puede que me muestres.

Aunque sinceramente, creo que tu ligera brisa paciente, me hace enloquecer de paz.