miércoles, 11 de abril de 2012


No trascurre el tiempo porque sí, queda ahí en el sendero de nuestro camino, aflorando lágrimas de felicidad, y solicitando encontrar la respuesta a nuestro futuro cercano. Pero, puede, que si no encuentras respuestas de lo que sucedió, y el tiempo no te sabe contestar, ¿qué paso seguir?, o más bien si sabemos hacia donde dirigirnos.

Por muchas experiencias vividas, ¿estaremos en lo cierto, o deberíamos cambiar nuestro destino?. Puede que por ese mundo del "tiempo", nos esté avisando, que deberíamos satisfacer las horas, y minutos, no dejar correr el día que pasa y se olvida, el cual, no volverá a venir. Será un día nuevo, aunque nos parezca el mismo, y quizás sentado pensemos: ¿qué hemos hecho con nuestro sentimiento temporal?

No hay comentarios: