domingo, 10 de enero de 2016

Unas palabras escritas





Unas palabras escritas, plasmadas en el papel, te alegran al decirte que desean que seas feliz, y tú al llegar a casa no lo esperaras.
 Entonces... notas como esas palabras te ayudan a vivir día a día al decirte que puedes ser mejor  porque hay gente que se acuerda y te desean desde el corazón que estés bien.

 Y tales detalles te hablan de algo que se llama amistad.

 Son momentos imprescindibles para seguir la vida con más alegría, quizás: un abrazo, un deseo, una carta de una amiga de lejos, o un regalo de alguien de fuera que te ha traido de algún lugar lejano. Todos esos detalles que son de cariño indudablemente, te hacen sin dudar la vida un poco más fácil.

Este 2016 brindemos por la amistad. Levantemos aunque sea un te que es horita de eso y choquémoslo por vivir con un poco de cariñito por parte de todos.

Feliz 2016


2 comentarios:

Yo dijo...

Pues... ese es el principal motivo por el que me gusta mandar los Christmas :D

Porque creo que es bonito desear cosas buenas a la gente que te importa. A la que le tienes cariño por un motivo u otro. Que después el año podrá terciarse como sea, pero por ti que no haya sido. Yo quiero lo mejor para estas personas y se lo digo. Que ojalá, ojalá sea así.

Me gusta hacerles saber que me acuerdo de ellos aunque no nos veamos. Y que no sólo me acuerdo, sino que quiero que estén bien. Porque es lo que dices, los días se vuelven grises y monótonos con la rutina y, a veces, se nos olvida que hay gente que nos quiere (más allá de tu familia y amigos cercanos). Y creo que anima tanto recibir una carta, un detalle bonito, de alguien que no esperas como el saber que eres importante para otros.

Y sólo por eso creo que no deberían perderse estas costumbres. Porque, con muy poco, puedes hacer feliz a alguien y alegrarle, al menos, el día.

Yo siempre digo que cuesta lo mismo alegrarle el día a alguien que estropeárselo y que es mucho más satisfactorio lo primero que lo segundo. Pero... a esta sociedad parece que le faltan los recursos (o las ganas) para dedicarse a alegrar al personal y parece que disfrutan fastidiándote la existencia allá por donde sea que te muevas...

En fin... Muchas gracias por tu carta :D. ¡Yo tampoco la esperaba! Y me hizo mucha ilusión ^^. Aún la tengo en mi mesilla de noche :D

Besitos guapa ;)

Vick-al dijo...

Las sorpresas emocionantes que no esperas, pues es yo creo lo que más féliz te puede hacer en un momento dado y que no olvidas, por eso son sorpresas, y lo primero que hice fue sonreir de verdad, porque son esas sonrizas que no planeas ni esperas, por eso me gustó tanto.

Muchísimas gracias, yo también la tengo pero en el escritorio :) junto con una foto de amigas que nos regalamos en Navidad con marco estilo amiga invisible, también algo precioso.

Besitos.