jueves, 13 de octubre de 2011

Un sentimiento en el tiempo II

Nacho se quedó anonadado, no podía creerlo, era su amiga Marta. En ese momento inesperado, casi quiso contenerse en dar un pequeño salto en la butaca del trabajo, pero el impulso mandó en el momento, y su boca parecía un buzón de correos, al ver la pantalla:- ¡Sí, era Marta!!!,- miraba una y otra vez su nick,- ¡Qué ilusión!.


Nacho se mostraba con una sonrisa abierta y sincera, estaba alegre y cordial en la conversación, pero... a diferencia de Marta, ella por el contrario, estaba ausente, casi sin reacción. Ni ella misma, entendía que después de pensar cómo buscarle y de haber sido su amado plátonico, durante tanto tiempo, y precisamente ahora, que el destino los volvía a juntar, ella no reaccionaba ante la alegría de Nacho.


Tenía miedo.

Sabía que si se dejaba llevar por la euforia del momento volvería a sentir por él muchísimo amor, aunque ya no importaba, porque ahora ya no tenía fuerzas, puesto que había estado enferma, y sentía miedo de amar, así como, de estar con mucha gente, o en sitios de bullicio, etc... aunque estaba curada mantenía secuelas, y sabía que Nacho, era totalmente un sueño, todo lo contrario a su enfermedad, Nacho, era para ella, un chico muy sociable, le gustaba el calor de la gente, de los bares, e ir a bailar.

Pero ella se decidió a hablarle, una escueta frase, sin mucho significado:

-Nacho, ¿estás?
-Marta, es increible, tú por aquí, ¿qué fue de tí?

Marta no podía contar, así pues calló con resignación, pero sintió un escalofrío en el estómago, y dijo muy rápido:

-Tenemos que vernos.

Nacho, se quedó extraño, al ver la rapidez de su amiga, como si la persiguiera alguien o estuviera en peligro de muerte, y contestó sin vacilar:

- Vale, Marta, sí creo que un café para contarnos, sería lo suyo, ¿eh?

Nacho, seguía sin creer su emoción, nunca se había emocionado tanto por ella en la vida, pero había pasado tanto, y tanto tiempo, que fluía sentimientos de añoranza, que volaban en gozo.

Marta, no sabía si sería capaz de contarle en el café su historia, pero ahora estaba sóla, asustada, y algo angustiada.




8 comentarios:

Jose dijo...

Por ahora todo es lógico.

Ella después de la enfermedad normal que no tenga las cosas claras y a él le hace ilusión volver a saber de ella, se nota que son personas importante el uno para el otro.

Bueno, ya han quedado. En el capítulo siguiente es donde está la chicha, jajaja.

Besitos ;)

Vick-al dijo...

Pero, qué bonito lo que has respondido en tu comentario, en tu blog, me he quedado que no sé que ponerte, un regalo, ains el amor es un regalo, eso se lo comentaba yo a un amigo mío, hablando de las relaciones estables, y le dije, no se debe pensar, hay que dejar que el amor sea un regalo, ains, me ha encantado, muchos besos.

Jo, no dirás que no me estoy guiando por el sentido común y dejo mis impulsos pues para eso para mí jaja

Jose dijo...

No hace falta que pongas nada, jajaja. Que es normal que a veces no se sepa qué poner.

Lo veo así de verdad, es que sino ¿para qué? No le encuentro sentido al amor de otra manera. Será que soy un gilipollas, (que no se vea mucho, que sino Yo me riñe) digo, un romántico...

Guíate por lo que quieras, soy partidario de los impulsos, de las emociones y sentimientos, porque salen textos más espontáneos, naturales o verosímiles. Pero bueno, cada maestrillo tiene su librillo, como suelen decir.

Besitos ;)

Vick-al dijo...

Bueno el amor es así, nos vuelve a todos giliiii.....o románticos, y es cierto yo también prefiero los impulsos, que cuando nos ponemos a dar vueltas a la cabeza y no hacer nada por prudencia, y a veces dices buff mejor mira, me hubiera liado la manta a la cabeza jaja, a veces pienso eso.

Besitos.

kocrann dijo...

Muchas veces he leído que lo contrario del amor no es el odio, sino en miedo.

Marta probablemente, debido a lo que ha pasado, tenga miedo de defraudarle, pero si Nacho merece su amistad, o su amor, yo creo que estará a su lado, sin juzgarla.

Un beso.

Vick-al dijo...

Sí, por ahí van los tiros, más o menos es lo que tenía pensando.

Es relatar, todo lo que conlleva algunas enfermedades mentales, como ésta o la anorexia, etc...al final la gente evita a esas personas, o al revés ellos evitan a la gente, y quiero seguir informándome para poder redactar algo que sea semejante con la realidad para estos casos.

Besitos, gracias por pasarte, siempre es reconfortante.

kocrann dijo...

A mí me lo vas a contar..., jeje.

Un beso.

Vick-al dijo...

Ja.ja, vale;) besitos.