domingo, 18 de diciembre de 2016

Encadenada

 Una lluviosa mañana de Diciembre, es Domingo pero no amanece igual. Es el ritmo desatado de la vida  el que hace que mires diferente, no pienses igual, (aunque quizás no me da ni tiempo para reflexionar).

Amo tener esos minutos para pensar y darme cuenta que soy diferente o igual que mucha gente y eso hace que sufra o que sea feliz, depende... 

Hay personas que no me comprenden, o puede que yo sea así y no me comprenda tampoco yo, pero la vida sigue, y tú sigues con el ritmo que te marcan ( y eso me da pena, no poder tener el libre albedrío para sentirme bien, y respirar desde el fondo de mis pulmones).

 Ojalá pudiera decidir mi tiempo, haría más reflexiones, o quizás todo sería diferente, otras ciudades por ver, otra gente que conocer, parecidas o distintas a ti, de la que te hace sonreir, o pelear, llorar, o simplemente empaparte de sus costumbres, pensamientos y sentimientos- ¡qué tranquilad!-.

 
Yo necesito poder disfrutar por  lo menos de esos segundos, horas libres, tan lujosas para tu mente libre. Porque la vida a veces es como si  te sintieras al menos encadenada a un mecanismo que pulsa tus sentimientos.

 Y esas pulsiones que notas como algo eterno o efímero es tu propia vida, o también la de otros a los cuales seguimos encadenados, (en cadenas que no se rompen o quizás nunca se unieron). Y es cuando cuestionas si fue fantasía tuya, o simplemente  por el placer de sentir amor, o la mera felicidad de sentirse viva, y así poder sentir realmente algo de verdad en tus labios, en tus besos, y en tu corazón.

4 comentarios:

Jose dijo...

En general el ser humano no escucha, no reflexiona y no cambia. O al menos se disimula muy bien.
Ya te lo he dicho en alguna otra ocasión. Dejé de sentirme diferente o incomprendido cuando vi que la mayoría quiere ser normal y no entiendo de qué están hablando. Lo que entiendo es que las personas que quieren ser normales no se entienden muy bien a sí mismas.
La libertad es algo que uno busca porque es ficticia. Encontrar un momento para hacer algo que queremos y aprovecharlo es esa dosis de libertad. Después de eso todo está muy condicionado, incluso ese momento.
Pero te manejas bien. Lo escribes y eso también sirve de desahogo.
Besos;)

Vick-al dijo...

Es verdad que hablamos y no nos escuchamos,y queremos una libertad que es condicionada por la sociedad,costumbres, gente superior que manda en tus actos, familia, etc...

Una cosa es cierta Jose por lo menos me sirve de desahogo, y hoy lo necesitaba porque ayer hablando con los compañeros pensé lo mucho que nos condicionamos unos a otros a través de las críticas, no dejando ser nosotros mismos o si lo somos espontáneamente siempre a alguien le molesta o nos condiciona. Y eso no quiero más, me da igual lo que piensen pero necesito la libertad de hacer y pensar lo que sea mejor a mi parecer y estará bien hecho seguro.

Muchos besos.

Yo dijo...

Yo siempre digo... que por qué querer ser igual a los demás cuando se puede ser distinto. Creo que eso es lo bonito del asunto. Lo que nos diferencia. Lo que nos hace especiales unos de otros.

Por alguna razón, la... sociedad, diría, "censura", "castiga", "cuestiona", "critica", "rechaza"... (póngase aquí el verbo que cada uno tenga ahora mismo en la cabeza. Por lo general suele ser cualquier verbo con carácter peyorativo) a aquellos que infieren diferentes por algún motivo u otro. No voy a ponerme muy estricta con la crítica en el sentido de que quiero creer que quizás no es tanto maldad como naturaleza. En tanto que el hombre por definición es un animal social y, en ese sentido, tiende a relacionarse entre iguales y a evolucionar (o involucionar) como y en conjunto. Pero sí que es cierto que, a veces, nos dejamos arrastrar por esa visión de conjunto y lo que de alguna manera nos "dicta" la sociedad y no nos damos cuenta de lo realmente importante.

Todos somos únicos e irrepetibles. Con nuestros más y nuestros menos. Y ser diferentes no es malo. Todo lo contrario. Es bueno. Es bueno tener personalidad, saber lo que te gusta y lo que no. En qué prefieres invertir tu tiempo y en qué no. Es bueno que se te ocurran cosas que, quizás, otros ni siquiera imaginan ni llegarán a imaginar jamás. Las personas diferentes enriquecen a la masa. Brillan solas por sí mismas entre la multitud. Son personas mágicas entre muggles xD. Pasan desapercibidas entre las "normales" o igual puede que no y simplemente les ignoran porque no son como ellos. Pero son fácilmente reconocibles ante otros ojos también diferentes...

Las personas diferentes, al menos las que yo he conocido hasta la fecha, por lo general tienen un maravilloso mundo interior, son creativas, inteligentes, dulces y, a ratos, frágiles como ese niño que llevan dentro y no han perdido del todo... Y todo eso... ¿no es bonito?

Es bueno sentirse libre de ser quienes somos. Siempre digo que tu libertad termina donde empieza la mía. Así que... mientras que en el ejercicio de nuestras libertades no hagamos daño a nadie... no veo problema en ser diferente. Aunque elijamos serlo "secretamente", eso también es especial. Porque, como ya he dicho, ser diferente es un regalo que no todos saben apreciar. Así que... ¿para qué se lo vas a dar a alguien que jamás lo entendería ni valoraría? Mejor guardarlo para aquellos otros seres mágicos que sepan reconocerte y valorar lo que eres y puedes aportarles a sus vidas.

Besitos guapi ^^

Vick-al dijo...

Mayormente es cierto que critica, rechaza, o te hacen el vacio. De peque me decía mi madre que era como Calimero. Yo no sabía quien era y me decía que era como un pollito que llevaba un huevo en la cabeza que se sentía incomprendido, y me comentaba que eso no es malo, sólo que la gente no comprende tus razones porque eres más tímida y retraida y te dejan un poco a un lado. Me decía que tenía que jugar y reir y hablar sin miedo, pero todo eso para mí era difícil
Yo recuerdo que me ponía muy triste y quería cambiar, pero es verdad es que no se llega nunca a cambiar del todo, te vuelves más extrovertida pero no se cambia totalmente, y sigues estando un poco aparte porque no comprendes que la gente sea tan agresiva o ambiciosa a veces.

Tu comentario me ha recordado a la infancia, besitos.